Juan Abeiro.-

“Podemos hacer algo juntos”.-

Juan Abeiro fue el refuerzo que primero cerró su llegada al club. Tanto la dirigencia como el cuerpo técnico estaban muy interesados en poder contar con su presencia de cara al desafío de jugar el TNA por primera vez para la institución.

De hecho, ya habían intentado sumarlo durante el Torneo Federal. Por eso, el interno plantese solo piensa en “dejarlo todo” y en plena pretemporada se refirió a las expectativas que tiene para lo que se viene.

“La idea es dejar todo, tratar de prepararnos lo mejor que podamos para dejar al club bien alto”, comentó Juan quien no dudó en afirmar: “Desde ya te digo que tenemos un equipazo, estoy muy contento por cómo se movió la dirigencia y el entrenador, quienes creo que han elegido muy bien, creo que podemos llegar a hacer grandes cosas juntos y ojalá que nos podamos ensamblar”.

El interno de 28 años tuvo paso por Chivilcoy, La Rioja, Olavarría “donde me tocó ascender y jugar TNA”, y Chile a Chile “hasta que me tocó venir a acá, después de algún tiempo de venir hablando con Pablo Giraudo (vicepresidente)”.

-¿Firmaste por las próximas dos temporadas?

“Si no me fletan antes ja ja… Ojalá que sean muchos más porque quiere decir que las cosas se van a haber hecho bien. A mí y a mi familia la ciudad nos encanta, estamos muy cómodos, nos han tratado de forma maravillosa en el club, que es muy familiar”.

Abeiro no dudó al momento de venir a Villa María porque “todos mis compañeros y amigos que han pasado por acá, cuando les pregunté, me dijeron que viniera a Ameghino, porque es un club serio, y lo están demostrando”.

Desde lo deportivo, dijo que “la meta de todos es salir campeón, pero con el correr de los meses nos vamos a dar cuenta para qué estamos en un torneo que va a ser muy duro, porque hay grandes equipos, grandes clubes”.

Sobre lo que el entrenador Pablo Castro está tratando de inculcar a su equipo, Abeiro consideró que “el basquet es convencimiento, si uno está convencido de lo que hace todo se puede, en este caso Pablo Castro, que está convencido de su idea y eso intenta trasladarnos a nosotros”.

“Es cuestión de trabajar mucho, he visto el sistema desde afuera, como espectador, y puede ser que por ahí no sea un basquet tradicional, en mi caso no lo he hecho nunca, él tiene esa visión de juego y nos va a llevar a todos hacia ese lugar, porque le ha dado resultado. Todo se pulirá con entrenamientos y tendremos que trabajar para que se vea en la cancha”, cerró.

Parte de Prensa Ameghino