Otra vez la incertidumbre…

0
91
La situación del básquet en la provincia

Con el 2020 perdido en su totalidad en cuanto a la competencia y cuando se produce algún asomo de cómo poder hacer para competir, se da esta segunda ola o rebrote… vaya uno saber cuál es la exacta denominación o al justa situación, vaya a saber uno cual de definitiva es y será la menos perjudicial…

Nadie, pero nadie, pensaba por febrero del año pasado cuando se hablaba de un virus que se expandía mundialmente, que este se daría en nuestra región continental, hasta el ministro nacional de salud del país… luego de pasada la ola pico, del crecimiento exponencial del contagio y muerte, se dio cierto alivio (¿) la desgastada sociedad en lo psíquico y en lo económico se abrió a lo que pensábamos antes era lo normal, pero varios éramos conscientes de que no estábamos saliendo de la pandemia, estábamos saliendo en pandemia…

Enumerar hechos con aglutinamiento de gente que se dieron antes y durante de ese pico, tales como protestas callejeras, fiestas clandestinas, un velorio en La Rosada, fiestas de fin de año, vacaciones, es tedioso pero muy cierto es que luego de ellas se esta temiendo por las consecuencias… he aquí el resultado: un latente nuevo peligro de contagios y muertes masivas.

El deporte lógicamente como las demás expresiones culturales, artísticas, etc, etc, debieron subsistir a todo esto y dentro de su inteligencia y posibilidad realizaron acciones… exactamente en el básquet de la Provincia de Córdoba, quien es quien en tiempo de pandemia?, quien y que hizo cada estamento?

Sabiendo que esta situación es el desarrollo de una obra cual guion se va escribiendo en el mismo momento de estar arriba del escenario, con un público siempre juez critico y poco tolerante, son aceptables algunas situaciones… hacer era necesario pero como al no tener experiencia en el caso reinante, el volver atrás por equivoco no era o es condenatorio.

Esto es lo que paso y pasa en cada unos de los vértices basquetbolistico cordobeses…

Árbitros.

• Nunca fueron consultados ni por Federación, ni por Asociación para saber sobre su estado real, menos para saber si tenían algo para aportar

• El punto esencial para y de ellos, acompañada por la gran mirada de los de afuera, es sin dudas su arancel por servicios prestados, sin competencia no tuvieron ingresos.

• El ingreso de un colegiado no deja de ser importante en cuanto a la odiosa comparación con otras actividades, por lo que siempre fue el punto a torcer por parte de todos los demás componentes de esta actividad.

• Antes de la pandemia mantenían una conversación amigable con la ACBB, donde luego de tres reuniones, dicen fuente confiables, no se había llegada al terreno de los números, es decir al porcentaje de incremento para la temporada que nunca se jugo.

• También antes de la pandemia se pusieron en estado de alerta luego que FBPC, con firma del presidente Mario Ontivero, enviara un comunicado oficial de que los aranceles para las distintas competencias provinciales ya se habían fijado y que también se había logrado la facturación de esos servicios a cargo de los árbitros, ambas situaciones fueron rotundamente negadas por el Presidente de los Asociación Argentina de Árbitros Filial Provincia de Córdoba, Daniel Antonio Saravalli.

• “… las dos instituciones nos dejaron de lado, no solo por la cuestión económica, sino por una situación humana, tantas charlas virtuales que hicieron como no una puede hacerse con nosotros, para saber como estábamos…”, comento el citado a RD, para concluir con “… nos saludaron para Pascuas y después de ahí ni para Navidad ni Año Nuevo, nos dejaron en la calle…”

Entrenadores.

• Este estamento atomizado, tiene a ACOTEBA, entidad sin dirección oficial propia, aparentemente sin inscripción vigente en IPJ, como su Entidad Madre, es sabido que está en una masa importante de entrenadores no tiene influencia, salvo para cuando todos necesitan una firma oficial para revalidad su actividad.

• Sin competencia y los clubes cerrado, muy pocos recibieron su mensual, algo de oxigeno tomaron cuando la calistenia fue el argumento legal para que se abrieran sus instituciones.

• Algunos vieron reducido sus ingresos mensuales, en acuerdo mutuo con los clubes.

• Alentados por una corriente impulsada por Silvio Santander un grupo de jóvenes entrenadores, con accionar en La Docta, se puso a trabajar, por zoom, en el cambio de edades en las diferentes categorías, comenzaron 6/7, se acoplaron varios 20/25 y terminaron superando los 50 en cuanto a consulta y opiniones.

• Terminado el trabajo se decidió presentar el mismo a la ACBB, como estrategia mandaron a algunos periodistas la idea general. Lograron una reunión con los dirigentes máximos de la Asociación y fueron a ella “acompañados” por un par de dirigentes de su agrupación, ACOTEBA, lo que dejaba en claro que era una presentación “privada” y no de la Institución Madre.

• Al no haber atisbos de competencia todo quedaba a futuro, siendo la respuesta oficial de ACBB que se estudiaría para una próxima temporada, ya que para la que aun tiene incógnita de si se dará, esta había tratado de paliar las pérdidas “acomodando” las edades en todas las categorías.

• Este trabajo nunca fue presentado oficialmente a FBPC, por lo que esta última no tiene nada que expresar.

• La representación de ACOTEBA esta circunscripta al accionar de no más de media docena de entrenadores que están al mando después de elegidos por una asamblea.

• ACOTEBA y FBPC están en muy buenas migas al necesitarse mutuamente, tanto que esta segunda ha sabido prestarle hasta recibos oficiales y permite que la primera tenga residencia física en su sede, teniendo en común como integrante de ambas Comisiones Directivas por lo menos a un dirigente en común.

• Ambas realizaron trabajos durante la pandemia que fueron promocionadas por la web oficial de Federación.

• Consultado un miembro de CD de ACOTEBA de cual había sido la gestión realizada por la institución a beneficio de sus asociados en este tiempo de pandemia, nos respondió “… se hablo con Federación en su momento y se planteo la preocupación y la necesidad de que se piense en el bien común, plantearon que ellos estaban preocupados por los entrenadores porque hablaban con los clubes permanentemente (¿)…”.

• Los entrenadores que solo se representan, tiene cada uno arreglo sus cuitas con sus dirigentes por lo cual es muy difícil saber cómo han paliado o han de paliar esta inactividad.

Oficiales de mesa.

• Al no estar agrupados oficialmente no son tomados con tal, por lo que nada hace que se los tenga en cuenta.

• Un trabajo rentado que silenciosamente y en grupos, algunos mayoritarios, otros de menos cantidad y otros de los que tiene poca actividad, buscan hacerse fuertes para cuando el retorno se dé no se vean perjudicados con algún quite.

En un próximo informe tratamos sobre los dirigentes, los clubes, las instituciones madres.

Traslados provinciales, nacionales e internacionales.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here